En Productos

El objetivo del sistema de climatización de una vivienda es conseguir un ambiente confortable, saludable y agradable, sin perder de vista el ahorro energético o la facilidad de uso.

Nuestro consejo para elegir el mejor sistema de climatización para tu casa es que te asesores por profesionales para saber qué modelo encaja mejor con tus necesidades según tu tipo de vivienda y tu estilo de vida.

Esta premisa sirve tanto para tu vivienda habitual como para elegir el sistema de climatización de tu segunda residencia. Durante los meses de confinamiento, las segundas viviendas han adquirido un papel relevante y su uso, ha dejado de ser puramente estacional, para evolucionar a estancias más largas donde se conjuga la posibilidad de hacer teletrabajo, por lo que es de elevada importancia sentir el confort como si se tratase de la vivienda habitual.

Necesidades de climatización en las segundas residencias

Muchas segundas residencias están situadas en zonas de montaña o de playa, con climas extremos en verano o en invierno. Por eso, es necesario elegir sistemas de climatización acordes a la climatología pero también a tus necesidades o rutinas de los fines de semana, cuando estás de vacaciones o cuando te tomas unos días de descanso con estancias más prolongadas.

Existen sistemas de climatización integrales, eficientes y ecológicos que puede cubrir las necesidades de tu vivienda habitual o segunda residencia, pero para acertar con tu elección debes tener claros distintos factores como el consumo que vais a realizar en la casa, el tiempo que pasaréis en ella, si vais ocasionalmente o de forma recurrente…

Aun así, la eficiencia es un aspecto que no debes pasar por alto al planificar el sistema de climatización de tu segunda residencia: para este tipo de viviendas, elegir equipos de bajo consumo es “casi” una obligación.

Los mejores sistemas de climatización

Aire acondicionado

El aire acondicionado es un sistema de climatización muy recomendado en segundas residencias, sobre todo cuando están situadas en zonas cálidas o de costa.

Actualmente, casi todos los equipos de aire acondicionado son inverter. Esto quiere decir que pueden usarse para enfriar en verano y para calentar en invierno, una dualidad que hace que el equipo sirva para climatizar la vivienda en cualquier estación del año.

La relación inversión-comodidad es un aspecto muy interesante a la hora de elegir el sistema de climatización de tu segunda residencia, sobre todo en zonas templadas.

Para saber cuál es el mejor para tu segunda residencia, debes valorar dos aspectos: la potencia del equipo (que dependerá de los metros cuadrados de la estancia que quieras enfriar o calentar) y la clasificación energética.

La potencia de los sistemas de aire acondicionado se mide en frigorías. El cálculo medio es de 100 y 140 frigorías por cada metro cuadrado que quieras enfriar/calentar, aunque este dato puede variar en función del tipo de aislamiento de la vivienda o de su orientación.

Por ejemplo, en un salón de 20 metros cuadrados, con orientación sur y en una zona donde se superan los 30 grados en verano, lo importante es la función de refrigeración, así que tendrás que calcular 140 frigorías por metro cuadrado. Esto quiere decir que, para obtener resultados óptimos, debes instalar un equipo de aire acondicionado con una potencia de 2800 frigorías.

Algunas de las ventajas de instalar un equipo de aire acondicionado en tu segunda residencia son:

  • La instalación es sencilla y rápida (siempre debe hacerla un profesional autorizado).
  • Son una solución de climatización económica.
  • Son perfectos para uso temporal.
  • Pueden usarse para refrigerar y para calentar.

Calderas de condensación

Durante los meses fríos, el gasto en calefacción de las segundas residencias puede dispararse porque no hacemos un uso continuo del mismo, sino intensivo. Además, muchas veces es necesario planificar con antelación la puesta en marcha de la calefacción para que la casa esté a una temperatura adecuada cuando lleguemos.

Por suerte, hoy en día existen sistemas de climatización que pueden programarse. Entre ellos destacan las calderas de condensación, una alternativa eficiente para la obtención de calefacción y/o agua caliente.

Todas las calderas de condensación Junkers tienen clasificación energética A en calefacción y agua caliente sanitaria y su combinación con controladores modulantes eleva el nivel de eficiencia, garantiza un mayor ahorro energético y además permite una programación acorde a las necesidades ya que podemos establecer las horas de uso, reducir el consumo y disfrutar de una casa confortable.

Controladores como el modelo Junkers Easy CT100 de Junkers, además de elevar la eficiencia, permiten el control de la caldera vía App, una gestión inteligente para llevar el confort al hogar desde cualquier lugar y en cualquier momento.

Estas son solo algunas de las opciones que puedes instalar como sistema de climatización en tu segunda residencia, pero puedes conoce todos nuestros productos en www.junkers.es.

Entradas recientes
Contact Us

We're not around right now. But you can send us an email and we'll get back to you, asap.

Not readable? Change text. captcha txt